administrador concursal

Qué es un administrador concursal y cuáles son sus funciones

Cuando se abre un concurso de acreedores, el juez nombra un administrador concursal ajeno a los implicados, con el propósito de llevar a buen término el concurso. Pero, ¿sabes exactamente qué es y qué hace un administrador concursal? A continuación te damos todas las respuestas.

Qué es un administrador concursal

El administrador concursal, que es nombrado por un juez cuando una compañía entra en concurso de acreedores, es un experto (o grupo de ellos) cuya función es conocer la situación de la empresa en cuestión y llevar su administración con el objetivo de que todos los implicados en el concurso obtengan los mejores resultados.

Para lograr esto último, el administrador concursal no es parcial, es decir, no representa los intereses de los deudores ni de los acreedores, sino que se enfoca en la resolución del concurso de forma objetiva. De hecho, el administrador busca que se paguen las deudas a los acreedores y el rescate de la empresa, si esto último es viable; de forma que todos ganen.

Es necesario aclarar que el administrador concursal no tiene nada que ver con la administración pública, de hecho no es un funcionario público. Se trata más bien de profesionales independientes, como economistas y abogados que tienen los méritos y conocimientos suficientes para ser elegidos a una bolsa de trabajo especial.

¿Quién puede ser administrador concursal?

Para poder ejercer el cargo de administrador concursal existen un conjunto de requisitos de carácter obligatorio, de ahí que no cualquiera puede serlo. Estos requisitos establecen que debe tratarse de un profesional en abogacía o economía con formación acreditada en Derecho Concursal, y como mínimo 5 años de experiencia ejerciendo las labores inherentes a su título académico.

Funciones del administrador concursal

Describamos a continuación las funciones del administrador concursal que, de acuerdo con el Título II “De la administración concursal” de la Ley 22/2003, de 9 de julio, son las siguientes:

1. Elaborar un informe

Elaborar un informe que describa la situación de la empresa y explique las razones que le han llevado a la insolvencia. Este informe debe aportar la siguiente información:

  • Estado financiero y contable del concursado, incluyendo sus activos y pasivos.
  • Memoria de las decisiones de la administración concursal sobre las actuaciones realizadas por el concursado.
  • Lista de acreedores, incluyendo la cantidad y tipificación de sus créditos.
  • Propuesta de convenio o de liquidación.
  • Evaluación de las decisiones del concursado, realizadas antes del concurso de acreedores.

Dirigir las acciones económicas del concursado

Dirigir las acciones económicas del concursado, para que este pueda seguir realizando su actividad económica y tratar de atenuar en la medida de lo posible su insolvencia.

Como parte de esta función, el administrador concursal puede:

  • Realizar contratos y acuerdos mercantiles necesarios, especialmente aquellos dirigidos a la venta y liquidación de bienes de la empresa (si aplica).
  • Encargarse de las obligaciones de la persona con la administración, por ejemplo, la rendición de cuentas, liquidaciones, cotizaciones, declaración de impuestos y otras.
  • Organizar las reuniones o asambleas de socios y convocar a los implicados a la participación en la misma.
  • Encargarse de la actividad laboral de la empresa.

En resumen, el administrador concursal en un abogado o economista formado en materia concursal, que en medio de un concurso de acreedores cumple determinadas funciones con el fin de obtener el mejor resultado posible del concurso, tanto para el deudor como para el acreedor.

También te puede interesar: Tipos de administradores de una sociedad

Deja un comentario